Y en eso llegó el Fondo

De nuevo estamos viendo que la prioridad del gobierno es la timba y no la producción ni el consumo. El pueblo argentino no perdió la memoria en este tema y ya se manifiesta en contra del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

LAGARDEDUJOVNE2

La llamada corrida del dólar que estamos presenciando no es producto de la demanda de esa moneda provocada por los pequeños ahorristas sino que es una disputa entre grandes sectores financieros. Los bancos extranjeros son grandes operadores en estos temas, y los grandes exportadores también, que retienen la soja y no la venden. Algunos quieren un dólar alto, otros bajo. Pero todos hacen grandes negocios permitidos por el gobierno, a través del mentado gradualismo que en este caso consiste, lisa y llanamente, en suministrar los dólares que requieran estas operaciones, dólares provenientes del endeudamientos externo. Lo que está claro es que no hubo intención de frenar el aumento de la moneda estadounidense.

Resulta ahora que es tan grande el endeudamiento, y por ende los compromisos de pago, que viene el Fondo Monetario Internacional (FMI), pero no a prestar plata para emprendimiento productivos, para crear trabajo, sino a garantizar que paguemos, porque no es otra cosa el acuerdo. Los créditos stand-by que otorga el FMI permiten rápidamente cubrir las necesidades de financiamiento externo de los países, respaldar esas políticas de endeudamiento y poder superar los problemas de balanza de pagos.

De nuevo estamos viendo que la prioridad del gobierno es la timba y no la producción ni el consumo. La entrega de los dólares se realiza en cuotas que dependerán del visto bueno las supervisiones sobre el cumplimiento de las condiciones que nos imponen: recorte del gasto público, ajuste monetario, desregulación financiera, apertura comercial, flexibilización laboral y reformas de los sistemas de la seguridad social.

El pueblo argentino no perdió la memoria en este tema y ya se manifiesta en contra del acuerdo con el Fondo. Así lo expresa en la calle, en las encuestas y a través de sus organizaciones sociales, gremiales y políticas. Al respecto la Confederación General del Trabajo (CGT) emitió un comunicado de repudio en virtud del “sometimiento que implica cualquier acuerdo” con ese organismo internacional y subrayó que “el resultado inevitable será más pobreza, reforma laboral y flexibilización, con merma de derechos y calidad de vida para trabajadores y jubilados”.

“Parte de estos objetivos del FMI ya están en plena ejecución con congelamiento de la obra pública, caída del poder adquisitivo del salario y reforma previsional. No es un plan de contingencia la vuelta al Fondo, es un plan en marcha desde hace 2 años. Y este es un paso más en ese sentido”, expresó la central.

En el mismo sentido se expresaron sindicatos agrupados en la Corriente Federal (CFT) y dos de la Central de los Trabajadores de la Argentina (CTA), los movimientos sociales y fuerzas políticas de izquierda, el Frente Progresista Cívico y Social, y el peronismo, entre los que se encuentra el Partido Justicialista, el Frente Renovador, el Peronismo Federal y el Frente para la Victoria. También la Multisectorial de Casilda, con la adhesión de representantes políticos, expresó su rechazo al acuerdo con el FMI.

Tags: Fondo Monetario Internacional

logo
©  2018  La Vidriera de Casilda. Todos los derechos reservados. Se permite la utilización total o parcial de los artículos sólo citando la fuente.

Buenos Aires 2052. Local 7 - PB- Tel. 03464-421221 / 425795